Saltar al contenido

¿Cuál es la mejor panificadora del 2020?

Disfrutar del lujo de un pan recién hecho sobre la mesa sin haber salido de casa solo es posible si tenemos en la cocina la mejor panificadora. A quien más y quien menos le gusta el pan fresco, por lo que estos inventos en los que nos vamos a centrar hoy son ideales.

Con ellos podemos preparar tanta cantidad de pan como deseemos, dándole el toque a nuestro gusto. Pero si piensas que es esto lo único que puede hacerse en estas máquinas, nos congratula decirte que te equivocas. Yogures y mermeladas, por ejemplo, también son posibles.

Es cierto que estas labores requieren un poco de paciencia, pero los resultados hacen las delicias de los paladares más exigentes. Y nosotros vamos a hacer otra cosa, ¿qué tal si pasamos a hablar ya de las 5 panificadoras eléctricas más interesantes?

Mejores Panificadoras
Mejores Panificadoras

1. Panificadora Princess 152006 – La más vendidaaaaaaa

No cabe duda de que la Princess 1502006 es la máquina de hacer pan más vendida, según las estadísticas, y esto quizás se deba a su tamaño compacto o a su fácil manejo para usuarios de cualquier edad. No obstante, son muchos otros atributos los que la posicionan en la cabecera.

Con forma de licuadora, este pequeño electrodoméstico puede preparar en poco tiempo panes de hasta 1 kilogramo de peso casi, lo que equivale más o menos 12 a 14 rebanadas una vez cortado.

Su funcionamiento, al igual que su programación, es digital, y en su pantallita LCD visualizarás aspectos como el tiempo durante la elaboración del pan. La Princess está diseñada con sistema de seguro y apagado automático para prevenir accidentes si se produjera un sobrecalentamiento.

El temporizador inteligente permite preparar los ingredientes y configurar el aparato con antelación a la hora de ponerse en funcionamiento, brindándote así la posibilidad de pan recién hecho al amanecer o al llegar por la tarde-noche a casa después de un largo día de trabajo.

Viene con 5 programas de cocción pre-programados y programa sin gluten o para dietas especiales, pero este modelo también sirve para hacer gelatinas, pasteles, yogures, mermeladas, arroz e incluso vino de arroz. 

Su potencia es de 600 vatios y cuenta con función de conservación del calor, manteniendo el pan caliente hasta pasados 60 minutos.

La única peguilla es que no puede preparar grandes cantidades por aquello de su tamaño, pero para una persona sola o una pareja es ideal.

Nuestra conclusión:

Es un modelo perfecto para hacer pan en pequeñas dosis y tiene un precio de lo más competente, por lo que bien merece estar entre las mejores panificadoras del mercado.

PROS

  • Vale también para jaleas y yogures
  • Conserva en caliente durante 2 horas
  • De diseño compacto para guardar fácilmente
  • Viene con 13 programas predeterminados

CONTRAS

  • Por su tamaño, no es para grandes cantidades

2. Orbegozo MHP3500 – A muy buen precio

Entre las panificadoras baratas, la Orbegozo MHP3500 llama la atención por su elegante diseño en blanco que contrasta con su tapa de acero inoxidable con ventana de control. Este modelo incluye 3 niveles de tostado para la corteza, 12 programas pre-configurados y uno para pan sin gluten.

Asimismo, dispone de función automática para mantener el pan caliente durante al menos una hora y temporizador de hasta 13 horas. La cubeta es antiadherente y extraíble, lo cual facilita su limpieza.

En lo referente al tamaño del pan, el mismo puede variar entre 0,70 y 1 kg. Esta panificadora cuenta para su programación con una pantalla LCD en la tapa e incluye diferentes accesorios como un gancho especial para retirar el pan, un vaso dosificador y una cucharilla medidora.

La Obegorzo trae consigo un recetario para hacer los más deliciosos y variados panes caseros, tiene unas medidas aproximadas de 25 x 28,5 x 36,5 y una potencia de 550 vatios.

Hete ahí el punto débil, y es que la aleja de las panificadoras más potentes, aunque esto se traduce en que tarda un poco más que otras en tener listo el pan. Todo es cuestión de esperar una mijilla más y… ¡a saborearlo se ha dicho!

Nuestra conclusión:

Es cierto que los modelos de alta gama vienen más completos, pero la Orbegozo, para ser una máquina de hacer pan a precio low cost, no está nada mal.

PROS

  • Es de fácil limpieza
  • Viene con diversos accesorios
  • Incorpora 12 programas predeterminados
  • El precio es muy bueno, así como la marca

CONTRAS

  • No es de las más potentes

3. Moulinex Home Baguette – Con el sello de una buena marca

Esta compañía francesa se ha ganado a pulso su buena fama a través de los pequeños electrodomésticos de cocina que viene fabricando desde hace décadas, y es que los productos Moulinex son duraderos y eficientes.

Sirva de muestra esta panificadora casera, perfecta para ser utilizada por aquellos usuarios con poca experiencia, puesto que viene con 16 programaciones de fábrica para preparar 16 recetas distintas a la perfección. 

Así pues, en ella pueden elaborarse baguettes, pan de corteza, panes dulces, mermeladas, tortas, masa de pizza, panes sin sal, panes sin gluten, pan de omega 3, pan de cereales, pastas, pan rápido o pan francés, entre otras cosas.

De ahí que venga con bandejas especiales, cuchillo, brocha de panadero y recetario. Las piezas de pan pueden alcanzar hasta 1.5kgs y todos ellas cuentan con un amasado homogéneo gracias a sus dos aspas que giran en direcciones opuestas.

La Moulinex Home Baguette viene con un detallado manual de instrucciones en todos los idiomas, tiene unas medidas de 48,8 x 30,6 x 38 cm y apenas pesa 1 kg. Lo mejor de ella son sus 1650 vatios de potencia.

¿Lo peor? Eso ya es más complicado, quizás que provocará envidia en nuestro entorno cuando la conozcan los que nos rodean.

Nuestra conclusión:

Es el modelo idóneo para familias medianas. Nos encanta por su versatilidad. Puede parecer algo cara, pero nada como probarla para entender que merece la pena pagar ese dinero por ella. La recomendamos totalmente.

PROS

  • Viene con 16 recetas preestablecidas
  • Tostado de corteza a 3 niveles
  • Solo pesa 1 kilogramos
  • Función de reposo en caliente

CONTRAS

  • No tiene nada en contra

4. Unol Backmeister Onyx – Calidad a un precio acorde

Continuamos nuestra comparativa con otra máquina de pan de una firma menos conocida, pero no por ello estamos ante un artículo cualquiera, ya que la Onyx está fabricada en acero inoxidable tanto por dentro como por fuera, lo cual es de por sí una gran ventaja frente a la mayoría del resto de modelos.

Este aparato puede preparar piezas de pan de hasta 1kg de peso, a pesar de su tamaño compacto (mide 35,5 x 28,5 x 29,5 cm). Destacar que trae 12 programas de preparación para hacer el pan de manera completamente automática (uno de pan sin gluten), y un  temporizador inteligente que podremos configurar para que se accione solo y comience la tarea en el momento que nos parezca bien.

Por otra parte, la panificadora Unol está dotada de función para mantener el pan caliente y esponjoso durante horas hasta que vayamos a consumirlo. En su precio se incluye un práctico kit de panadería muy útil a la hora de pesar los ingredientes necesarios para las distintas recetas del libro que trae.

Su potencia equivale a 600 vatios, tal vez no demasiados, pero suficientes para elaborar unos crujientes panecillos tranquilamente los fines de semana en casita.

Nuestra conclusión:

Con la Unol, no dejarás de hacer tu propio pan desde que la compres, y más cuando eches un vistazo a su recetario. Calidad y precio se dan la mano en este artículo.

PROS

  • Incluye 12 programas de preparación automáticos
  • Se puede programar para que se encienda solo y se ponga a funcionar
  • Está fabricada con piezas de acero inoxidable
  • Mantiene el pan caliente durante horas

CONTRAS

  • Solo tiene 600 vatios de potencia

5. Clatronic BBA 3365 – Diseño elegante

Terminamos con una panificadora de Clatronic que se distingue por la elegancia de su diseño en acero inoxidable. Un modelo que amasa, fermenta y hornea el pan a la perfección.

Viene con regulador de tiempo de hasta 13 horas y 11 programas de cocción con 34 combinaciones posibles. Otra de sus ventajas es que el dorado de la corteza puede regularse a tres niveles (claro, medio oscuro y oscuro).

El peso de este aparato no llega a los 900 gramos y sus dimensiones son las siguientes: 30,5 x 36 x 25,5 cm, por lo que no nos ocupará mucho espacio en la cocina. En cambio, con él podremos conseguir panes de hasta 1 kg que pueden ser clásicos, con nueces y pasas, integrales, de suero, de semillas, blancos, de levadura, etc.

E igualmente nos puede servir para elaborar masas de pizzas, mermeladas varias y bizcochos. Gracias a su capa antiadherente, la Clatronic no te dará disgustos en cuanto a que los alimentos se queden pegados, lo cual es de agradecer también a la hora de limpiarla.

Su potencia es de 700 vatios.

En definitiva, hablamos de un electrodoméstico para hacer pan en casa muy apañado, del cual lo único desfavorable es que los nombres de los programas que acompañan a los botones están en alemán. Un detalle insignificante a nuestro entender, ya que eso no le resta ninguna eficacia

Nuestra conclusión:

Es un modelo que funciona súper bien y es bastante sencillo de manejar. Solo hay que practicar un poco hasta dar exactamente con el punto de cocción que nos guste, y listo.

PROS

  • Está hecha con acero inoxidable
  • No es complicada de manejar
  • Incluye un amplio recetario
  • Tiene muchísimos programas

CONTRAS

  • El nombre de los programas está en alemán

¿Qué hay que tener en cuenta a la hora de comprar una buena máquina de hacer pan en casa?

Apostamos por que leyendo nuestra review te has animado a hacerte ya con una panificadora para hacer tu propio pan casero. En ese caso, recuerda tener en cuenta los siguientes puntos:

  • Las programaciones-Para una mayor gama de panes

Esta es una función que no debería faltar en las panificadoras buenas. Los mejores modelos están diseñados con variedad de programas para elaborar muchas clases de panes distintos, entre los que el tiempo de cocción y la potencia varían.

  • El antiadherente- Nada de pan pegado

Inclínate por aquellas que dispongan de propiedades antiadherentes si no quieres que los ingredientes se te queden pegados a las paredes y luego su limpieza te resulte un verdadero incordio. 

  • El peso- Cuanto más, mejor

La cantidad de peso que puede manejar una panificadora es otro de los factores que no debes olvidar tener en cuenta. Nuestro consejo es que optes por una con al menos tres pesos distintos para ampliar tus opciones.

  • Las bandejas- Cuestión de organización

Estos complementos nos permiten organizar panes de tamaños distintos, según el tipo que se nos antoje preparar. 

  • El tostado- Para todos los gustos

Por último, pero igualmente importante, es que la máquina que elijas te ofrezca la posibilidad de graduar el nivel de tostado, y es que ya se sabe que, mientras a unos les gusta muy doradito, otros prefieren la corteza del pan menos hecha. 

  • ¿Cómo usar una máquina para hacer pan?

La verdad es que no son electrodomésticos muy complicados de utilizar que digamos, pero si estás haciendo tus primeros pinitos, quizás todos los consejos que te den te sepan a poco. En líneas generales, estos son los pasos a seguir:

  1. Mete los ingredientes en la panificadora. Esto es lo primero a hacer, cuidando siempre de introducirle las cantidades correspondientes a cada programa.
  2. Programa la máquina. A continuación, selecciona el programa de horneado que se ajuste a la clase de pan que estés pensando preparar.
  3. Activa el temporizador. Lo siguiente es ajustar el temporizador para establecer el tiempo que necesitará tu pan (pan o lo que quiera que sea que pretendas cocinar)
  4. Espera el tiempo programado. Aprovecha el compás de espera para hacer otras cosas, en tanto que tu panificadora casera se encarga de prepararte un sabroso pan.
  5. Una vez finalizado el proceso, abre la bandeja. Cuando la máquina te indique que el producto ya está listo, ábrela y espera antes de sacarlo a que se enfríe un poco para no quemarte. 

Ventajas de usar un robot para hacer pan

 

Más o menos, a lo largo de este post han quedado claras cuáles son las ventajas de las panificadoras domésticas. De todas formas, las resumiremos por aquí:

  1. Están dotadas de temporizador para detener automáticamente las funciones una vez que el trabajo está hecho.
  2. Sirven para fabricar cuanta cantidad de pan nos venga en gana, con la comodidad de no tener que salir ni siquiera de la cocina.
  3. Mezclan los ingredientes de forma homogénea, por lo que se obtiene una masa uniforme que se hace notar en el resultado final de los alimentos, ya sea pan, base de pizza, mermelada…
  4. Son electrodomésticos que se pueden programar dependiendo del tipo de pan a elaborar. Del resto…ya se encargan ellos por sí mismos.

Por nuestra parte, también hemos cumplido con nuestra misión de darte a conocer la mejor panificadora del 2020. Esperamos que esta guía te haya resultado útil.

Comparativa de las mejores máquinas panificadoras del mercado

La más vendida

Princess 152006

La que nos pedimos

Moulinex Home Baguette

La más barata

Orbegozo MHP3500

Otros productos recomendados para cocina